Cuánto viven los burros

Cuánto viven los burros
4.8 (95%) 4 votos

 Los burros o asnos son un tipo de animal que llega a vivir alrededor de unos 15 a 20 años. Sin embargo, para aquellos que viven en buenas condiciones domésticas o de cautividad, su periodo puede extenderse hasta los 40 años de vida.

Cuánto viven los burros

Cuánto viven los burros

Salvajes

Viven unos 20 años, siendo víctimas de los depredadores y de las enfermedades.

En cautividad

Pueden superar los 40 años. Donde mejor viven es en los zoológicos y en las granjas en las que no tienen que realizar excesivos esfuerzos. En estos lugares disponen de la comida necesaria para alimentarse de forma saludable, aparte de que reciben tratamientos veterinarios para prevenir o sanar las enfermedades. Su esperanza de vida mengua si los trabajos a realizar resultan excesivos.

También te recomendamos leer:

Dónde viven los burros

Podemos encontrar a los burros en prácticamente cualquier región del planeta, a excepción de la Antártida y de Oceanía.

Actualmente se sabe que los asnos salvajes que existen en el mundo se encuentran en el norte el continente africano, el centro de Asia y ciertas regiones de los Estados Unidos, como el Valle de la Muerte y el Gran Cañón.

Qué comen los burros

Su dieta básicamente consiste en hierbas, flores o vegetación como hojas de arbustos. Para los que viven en granjas, el menú es un poco más amplio, llegando a recibir grandes cantidades de cereales o concentrados.

Cuánto miden los burros

Lo habitual es que midan entre 0.9 y 1.4 metros de alto. No obstante, hay especies que superan los 1.7 metros.

Cuánto pesan los burros

Lo habitual es que pesen alrededor de 150 kilos. Los burros que más pesan rebasan los 400 kilos, mientras que los que menos pesan se quedan en apenas unos 50 kilos.

Reproducción y ciclo de vida de los burros

En cuanto a su reproducción, ésta suele ocurrir en los meses de primavera o verano. Cuando el burro se encuentra altamente excitado, este mismo se hace cargo de desafiar a su propia manda en unos combates donde suelen revolcarse sobre su espalda. Este ritual, sin embargo, no se repite con el burro domestico.

Una vez logra desafiar a la manada, se procede al apareamiento. La gestación tardará entre 11 y 12 meses, dando luz a unas crías que son denominadas como pollinos, pero solo nace uno por gestación. Después de esto deberán esperar otros 2 ó 3 años antes de procederse a una nueva fecundación.

Diferencias entre burros, asnos, mulas y burdégano

Aunque algunos no lo sepan, las palabras “burro” y “asno” significan lo mismo. Es decir, son sinónimas y se utilizan para describir a un mismo animal.

Cuando se habla de una “mula” nos referimos específicamente al cruce que existe entre un burro y una yegua.

Al referirnos a un “burdégano” estamos hablando de un cruce entre un caballo y una burra.

Diferencias entre los burros y los asnos salvajes

Contrario a lo que ocurre con los asnos salvajes, que son más bien prudentes y evitan ser abordados con facilidad, los asnos de las poblaciones actuales y las granjas suelen ser muy tímidos pero amables y cercanos.

Cuánto viven los burros

El burro salvaje suele vivir en manadas de un máximo de 12 ejemplares. Para las épocas de otoño e invierno suelen unificarse en grupos de hasta 300. Son una especie de animal que constantemente está viajando, buscando los mejores sitios para aprovisionarse de agua y pastos.

Curiosidades de los burros

Características de los burros

Pertenecen a la familia de los équidos, por lo que son parientes de los caballos. Rebuznan para mantenerse en contacto a larga distancia con otros animales de su misma especie. sus orejas no sólo les permiten escuchar mejor los sonidos, sino también disipar el calor de su cuerpo. Para defenderse dan coces con sus patas traseras.

Domesticación de los burros

Su domesticación proviene de hace más de 6.000 años. En las regiones de Mesopotamia como Egipto, fueron dócilmente introducidos al mundo de trabajos como el arado, las siembras o las ruedas de molino, además de ofrecer servicios como medios de transporte.

La razón de su empleo se debe a que el asno es un tipo de animal provisto de una gran resistencia física, por lo que puede ejercer trabajos durante horas manteniendo un principio de conservación de energía bastante alto, evitando así la fatiga.

A principios del siglo XIX este animal se hallaba ya bastante popularizado en todo el mundo. Hoy en día son muy populares alrededor de todo el mundo, aunque se ha comprobado que en algunos países existen ciertos pueblos en donde son usados como animales de carga y transporte, sometiéndolos a malos tratos.

Los burros en la cultura popular

Uno de los burros más carismáticos y chistosos que existen en el mundo es Burro (Donkey en inglés). Este personaje es uno de los protagonistas esenciales de la serie de películas de “Shrek”.

Burro es un animal bastante fiel a su amo y provisto de un gran sentido del humor. Pero ese burro que tenemos la suerte de contemplar, como el que es conocido típicamente en la mayoría de las sociedades del mundo, dista de manera exponencial del mismo burro que es originario de tierras salvajes.

¿Y tú qué opinas?